Unidades de recirculación con bolas, rodillos, rodamientos de agujas o jaulas de agujas

Las unidades de rodamientos combinadas con guías lineales permiten construcciones con carga equivalente en todas las direcciones y con ahorro de espacio

Tipo SK Tipo SKD Tipo SKC Tipo SR Tipo NRT / NRV
  más más más más más
Capacidad de carga 
Características de funcionamiento 
Rigidez 
Requisitos de precisión y rigidez de la estructura circundante
Capacidad sin lubricación
Alta temperatura de funcionamiento 
  • Leyenda:
  • 100%100% mejor opción
  • 75%75%
  • 50%50%
  • 25%25% buena opción
  • 0%0%

 

La unidad de recirculación tipo SK está equipada con bolas y es adecuada para cargas pequeñas a medias. La aplicación se realiza en combinación con las guías lineales tipo R o tipo RD de SCHNEEBERGER. De esta forma, pueden implementarse construcciones con ahorro de espacio y con carga equivalente en todas las direcciones. También con la unidad de recirculación tipo SKD, equipada con elementos de amortiguación, se logra un recorrido suave mejorado. La unidad de recirculación tipo SKC, combinada con las guías lineales SCHNEEBERGER tipo R o RD, permite un desplazamiento sin limitaciones. La unidad de recirculación SKC puede usarse en los mismos montajes que las unidades de rodillo tipo SK y SR de SCHNEEBERGER. Es adecuada para cargas pequeñas a medias. La combinación de acero revestido, cerámica y bolas de Teflon® proporciona una solución extraordinaria para aplicaciones en seco, en vacío y en sala limpia. La unidad de recirculación tipo SR está equipada con rodillos dispuestos en cruz y es adecuada para cargas medias a elevadas. Si se utiliza conjuntamente con las guías lineales SCHNEEBERGER, se obtienen las mismas medidas de montaje que con el tipo SK, pero con mayor capacidad de carga y rigidez. Las unidades de recirculación de rodillos tipo NRT, adecuadas para cargas medias a elevadas, disponen de dos recorridos independientes en los que el reducido juego de los rodillos y la relación óptima entre su longitud y su diámetro garantizan unas fuerzas laterales mínimas.